Follow by Email

viernes, 28 de diciembre de 2018

VERDAD, RAZÓN Y CONSPIRACIÓN

Félix R. Mora- Karlos Luckas


Hoy asistimos a una abrumadora manipulación de las mentes e instrumentalización del conocimiento que bien pudiéramos afirmar que las elites del poder ya no necesitan una pos verdad como marco epistemológico para crear la pretendida subhumanidad. Ya estamos en el guión del 1984 y el Mundo Feliz. La “Era del Conocimiento y la Ciencia” puesta en práctica, a través de las redes sociales, Internet, el cine, la TV, la prensa, y por supuesto la educación del régimen, es realmente la verdadera conspiración. De vez en cuando, por parte de los servicios de “desinformación” del Estado se vierte información tóxica que juega un papel importante en la creación de la “agenda” que ha de ser de “interés” para las masas adoctrinadas.

Vivimos una época de inflación informativa: “toda la información para el pueblo”, pero sin la verdadera información. En síntesis, normalización masiva de la opinión y uniformización mediática de las inteligencias, que en una situación de derrumbe de todo un sistema de ideas y de valores morales, la Razón del Estado, se impone como tarea central, de forma abrumadora.

Hagamos un breve repaso de la situación de los conflictos en los que está inmerso este mundo y valoremos que hay de verdad y que de conspiración.

El imperio-mundo que sufrimos, donde campan a sus anchas los bloques de poder asentados en el modelo moderno de Estado nación capitalista, se entrecruzan los intereses estratégicos de todas las élites de poder mundiales, con acuerdos entre ellos para enfrentar la rebelión de los pueblos, pero también con las contradicciones que inevitablemente llevan a un enfrentamiento en el interior de este sistema imperialista mundial. Es en este contexto en que debemos observar los hechos y no en las declaraciones propagandísticas de los jefes políticos de turno: así, en los últimos 20 años hemos visto cómo el bloque imperialista occidental, capitaneado por los EEUU, observando la aún debilidad militar de Rusia y el todavía incipiente potencial económico y militar de China, ha pretendido mover algo las fichas de poder en Oriente Medio y África. Primero Afganistán, luego Irak, y finalmente Siria, y lo que ha dejado atrás la “primavera árabe”, de mayor control político militar del imperialismo occidental sobre Egipto, Túnez, Libia. ¿Conspiración o manipulación de las conciencias? La realidad es que cuando el imperialismo cree que puede existir una situación estratégica ventajosa, la va a utilizar…aunque las justificaciones tengan el valor de un caramelo. Ni había “Operación de libertad duradera” para implicar en Afganistán al bloque imperialista occidental, ni “armas de destrucción masiva” en Irak, y en Siria no estaba en juego realmente el “combate contra el yihadismo islamista radical” del Estado Islámico. En todos los casos son jugadas de la geoestratégica global imperialista. Y ello es así, con toda la carga de hipocresía posible, porque el origen del yihadismo radical no estaba en Siria, sino que reside en Arabia Saudita, aliada estratégica de los EEUU, conforme a la vertiente islamista sunita; y en Irán, el polo islamista de la vertiente chiita, sostenido por el bloque imperialista que comanda Rusia.

La guerra de Siria 2011-2017, -aunque continúan numerosos focos de enfrentamiento bélico- ha dejado ya más de 350 mil muertos, y merece por ello un comentario específico porque es un conflicto de “nueva era”. El bloque imperialista occidental pensó que podía extender fácilmente la estrategia de la “Primavera Árabe” y desestabilizar Siria, y cambiar el signo de la presencia imperialista en esos territorios, un auténtico bastión del poder chií enfrentado a Israel –socio estratégico de occidente-, pero además, es un enclave estratégico para la geoestratégica del poder imperialista en toda la región de Oriente Medio, donde Rusia ya tenía influencia y bases militares, y Turquía una enorme frontera que “cuidar” con una política militar de alianza con los EEUU, con los kurdos del área de influencia del PKK por el Este, con auténtica obsesión imperialista y etnicida hacia éstos. Después de 6 años de conflicto, la situación vuelve a su origen, con matices:  Bashar al-Asad, de la “dinastía” al-Asad, continua en el poder bajo el control ruso-chii, restos del EI continua pululando por regiones aisladas en “espera de tiempos mejores”, las fuerzas militares “democráticas”, básicamente de orientación suni, pro-occidente extinguidas o integradas con cualquiera de las fuerzas aún operativas. Rusia mejora sus posiciones políticas y militares. Turquía ve la oportunidad de presionar a sus “socios” occidentales con un acercamiento a Rusia (con la que comparte mucha frontera) para incrementar la presencia neocolonialista en la región fronteriza del sur y del Este, sobre todo, frente a los avances de los kurdos. Y, finalmente, los kurdos, que bajo la dirección del PKK han desarrollado -en la práctica- un intento serio de aplicar una nueva estrategia político-militar revolucionaria, sobre la base política del Confederalismo Democrático, aplicado sobre todos en las regiones de Kobanni, Raqqa y a-Hasakah. La realidad actual es que, una vez “vuelto las aguas a su cauce”, sin embargo ha dejado una experiencia inquietante para todo Oriente Medio, justamente la estrategia del Confederalismo Democrático del PKK, basado, no en el modelo Estado nación capitalista, sino en la confederación de comunidades y pueblos regidos políticamente por principios de democracia directa. Este hecho es lo destacable en la actual situación, luego del retorno al “statu quo” anterior y, lógicamente a ningún bloque imperialista esta experiencia conviene, así pues veremos en los próximos tiempos un nuevo conflicto interimperialsta por aniquilar la experiencia de liberación del PKK. Y este análisis no es una “conspiranoia”, es una verdad y una auténtica conspiración estratégica del sistema imperialista mundial que nos domina, puesto que siempre el imperialismo estará de lado de la reacción y la revolución no tiene más aliados que la voluntad y decisión de los pueblos por liberarse del yugo imperialista.  

¿Y qué sucede en Europa? ¿Dónde hay “conspiranoia” y dónde políticas y estrategias de no perder el tren de la lucha por la hegemonía mundial? Es en el marco de esta “conspiración”  dónde debemos valorar políticas concretas genocidas como la sustitución de la actual población, europea, envejecida y medio atontada por los efectos narcotizarte del Estado de bienestar, en las estrategias complementarias a esto, como la promoción de la caída de la natalidad, la ideología de género con el feminismo de Estado, heredero directo del feminismo de “segunda ola” que ha ido evolucionando desde el “feminismo reformista” de los años 60, con las señoras de la intelectualidad burguesa tipo Betty Friedan, pasando por el experimento nazi de del “Manifiesto Scum”, de la demente Valerie Solanas, a la actual “cuarta etapa” de feminazismo, ya abiertamente promocionado y subvencionado por el Estado[1].

Pero esta moneda tiene otra cara. Si bien es cierto que la manipulación de mentes es abrumadora por parte del Estado con la utilización brutal del Big Data, que nos ha situado ya en el escenario de 1984, también es cierto que el sistema mundo imperialista basado en el Estado nación en su lucha constante por la hegemonía mundial está colmada de conflictos y dificultades y muchas de sus propia políticas conspirativas y de control se vuelven en su contra.

 Para este sistema es vital integrar a las conciencias en su cosmovisión, en sus estrategias, y para ello dedica un gigantesco esfuerzo de “convencimiento”, políticamente a través de la ficción de democracia representativa partitocrática, cada vez más desacreditada, y sobre todo a partir de las necesidades creadas a las masas en forma de “modos de vida” y “relación”. El Big Data ya no es controlable de forma personal,  hoy, con la motorización de los algoritmos, es el propio sistema de datos el que selecciona bajo los criterios del poder. ¿La próxima revolución política será por el control de los algoritmos?[2], Conspiranoia o Verdad? Es la realidad que ya tenemos instalada con los megadatos que cada cual producimos, desde el contenido del teléfono móvil, la utilización de cajeros, billetes de viaje, cámaras de seguridad, reconocimiento facial, dactilar y del iris, ya lo tienen casi todo de cada individuo. Pero, y ese es el punto clave, el sistema debe dar algo a cambio…el acceso a la información y a la comunicación, sin ese acceso no podrán alimentar la Big Data, y aunque ello suponga una limitación clara, son medios ampliamente aprovechables para el desarrollo de comunicaciones que abran mentes y conciencia revolucionaria, masivamente.

Hoy en Internet existen, a disposición de cualquiera, miles y millones de textos e información de valor, aprovechables por cualquier que los sepa buscar e interpretar. Y esas mismas redes, con las cuales nos atan la conciencia, también ofrecen espacios de comunicación impensables hace menos de 10 años. Es lo complejo de la situación, pues al mismo tiempo, ese hecho implica que miles de personas, bastante lejos ya de las ataduras mentales a las doctrinas utopistas decimonónicas y de los corsés organizativos de los partidos, se plantee con cierta libertad de conciencia expresar sus opiniones y difundir criticas argumentadas contra las propias maniobras del poder dominante y de sus acólitos en las redes. De esa manera, lo que son estrategias claves del Estado como la inmigración, el feminismo de Estado, Podemos, Vox, todo lo que viene siendo este circo mediático de maniobra disuasorias, están siendo contrarrestadas directamente por la gente común. Existen muchos ejemplos, pero solo un botón: el TBH, (Tío Blanco Hetero), que desde las redes sociales, básicamente en su canal de You Tube con 190 mil seguidores, ha adquirido una gran audiencia en sus críticas al feminismo de Estado bastante aceptables. Pero también podemos observar cómo el sistema pone límites a esa “libertad” de expresión, y así ya le han retirado un vídeo de febrero de 2018 titulado “La cultura del todo del todo es acoso sexual y las consecuencias del #Metoo”, por “incitación al odio”, lo cual es patético, porque si algún movimiento manipulador en manos del Estado está justamente para incentivar el odio entre hombre y mujeres es precisamente el feminismo de Estado y el feminazismo.

Por lo tanto, “si ladran…” hay que hacer más y más intervenciones en redes sociales, sin sujeción a doctrinas ni afinidades, de forma libre y con el único fundamento del sentido común. Esto es una acción revolucionaria hoy muy eficaz contra las manipulaciones y conspiraciones del vigente sistema de Poder.




[1] Una clasificación del feminismo distingue las etapas o fases siguientes: la primera, denominada feminismo ilustrado,  desde la revolución francesa a principios del siglo XIX; la segunda, liberal, desde el resto del siglo XIX; la tercera, de progre izquierdista que comienza en los años 60;  la cuarta, en los años 90, en que se pretenden resolver “defectos y contradicciones del feminismo de los 60”; y finalmente la quinta etapa, actual ya claramente de feminismo Estado de orientación feminazi.

2 comentarios:

  1. Vuestros últimos artículos contra el conspiracionismo me parecen muy acertados y desmontan gran parte de los argumentos y mentiras del conspiracionismo.

    Aún así, dejadme deciros unas cuantas cosas que se dicen acerca del conspiracionismo y que son verdad:

    1- La geoingeniería o tecnología que controla el clima existe y se está desarrollando por muchos Estados, en especial los Estados Unidos. Hay informes secretos donde se comentan todo esto como estrategias nacionales de los Estados.

    Incluso Josep Pàmies lo comenta, mostrando un informe estadounidense de 1979 sobre programas para modificar el clima.
    https://joseppamies.wordpress.com/

    Para saber más sobre Geoingeniería podéis entrar en la pagina web de Guardacielos: http://www.guardacielos.org/default.asp?Lang=ES

    2- La pederastia extendida entre las élites de los distintos Estados y la promoción de la aceptación social de la pederastia.

    El abuso de menores de edad, en especial de niños, y hasta torturarlos y abusar de ellos, parece ser una práctica muy extendida entre personas con poder en los distintos Estado de Occiente.

    Casos en España como el de Bar España, Kote Cabezudo en San Sebastián o el de las Niñas de Alcásser son un fiel reflejo de este problema. Pero no solo en España, el caso de Marc Dutroux en Bélgica es otro ejemplo.

    Y de estos casos de pederastia se unen el tráfico de seres humanos y muchos personas y organizaciones del Estado (jueces, políticos, empresarios, policia, militares, servicios sociales) que participan directamente en los crímenes de pederastia, tortura e incluso asesinato de menores, o son cómplices de los pederastas al encubrir sus crímenes o ayudarlos a obtener a sus víctimas. Un ejemplo paradigmático es el caso de violaciones múltiples en Rotherham (Reino Unido) donde muchas muchas adolescentes británicas sufrieron violación múltiple por parte de grupos de hombres musulmanes pakistaníes durante décadas, ante el silencio cómplice de las instituciones municipales y del Estado.

    Además, no olvidemos en España la mafia sobre el tutelado de menores, donde los servicios sociales retiran la custodia de los hijos a los padres de forma completamente arbitraria y sin garantías legales de ningún tipo. Y todo por dinero, porque por cada niño tutelado, el Estado recibe una paga proveniente de la Unión Europea para mantener un chiringuito, muy similar al chiringuito que tiene montado el feminismo de Estado.

    Y finalmente, hoy en día se está promocionando cada vez más la aceptación legal y social de la pedofilia (y secundariamente de la pederastia) por influencia de lobbys pederastas que quieren normalizar sus parafilias que son antinaturales. Hay una complicidad clara entre los sectores más lobotomizados del progresismo y del Islam (Recordemos que Mahoma se casó con Aisha, una niña de 6 años, cuando él tenía 50 y que consumió el matrimonio cuando ella tenía 9 años).

    Y también de muchos grupos en Estados Unidos, donde hay Estados en que no existe una ley legal mínima para casarse y hombres maduros se casan con niñas y son impunes ante la ley.

    El asunto de la pederastia, la tutela de menores y la promoción de la pedofilia hay que combatirlo desde ya, tan fuertemente como combatimos y denunciamos el Islam y el feminismo de Estado. Hemos de crear una sociedad de libertad, verdad, amor, convivencialidad, donde los niños puedan crecer en paz.

    ResponderEliminar
  2. Buenas,
    no entiendo la eliminación de algunos comentarios anteriores. Creo que eran respetuosos con los criterios definidos por el autor.
    El artículo tiene un punto de vista muy interesante sobre la epidemia de información existente en la red. La confusión en todos los ámbitos es insoportable.
    Sin embargo no me puedo resistir a poner aquí un enlace que me ha llegado hace poco de un autor que respeto. Ruego encarecidamente su lectura sin prejuicios.

    http://nomoriridiota.blogspot.com/2019/01/la-destruccion-de-la-familia-la.html

    Gracias por su labor en este blog, el cual sigo puntualmente. Siga así.

    Guillermo

    ResponderEliminar

Nota: Los comentarios podrán ser eliminados según nuestros criterios de moderación, que resumidamente son: aquellos que contengan insultos, calumnias, datos personales, amenazas, publicidad, apología del fascismo, racismo, machismo o crueldad.